Padres de familia repudian actitud irresponsable del gobierno

*Pretenden darles 75 mil pesos para reconstruir 11 aulas dañadas

Tapachula, Chiapas, 15 de noviembre.- Padres de familia de la escuela primaria José Emilio Grajales, que se ubica en el fraccionamiento Solidaridad 2000, lamentaron que el gobierno federal solamente pretende darles 75 mil pesos para la reconstrucción de 11 aulas, dañadas por las inclemencias del tiempo y por el terremoto del 7 de septiembre.

En entrevista, la tesorera del comité de padres de familia, Rosa Emilia Hernández Santos, denunció el abandono en el que los mantienen las autoridades e indicó que determinaron rechazar la tarjeta del programa Escuelas de Calidad porque es una burla del gobierno, porque de ahí tienen que pagar la demolición, mandar a tirar los desechos, compra de material de construcción y para la red eléctrica, mano de obra, entre otros.

Informó que como medida de presión han sido suspendidas las clases de manera indefinida, porque la pregunta que se hacen es dónde están los recursos con los que cuenta el Fondo Nacional de Desastres (Fonden) y lo que han aportado los gobiernos extranjeros, deportistas, actores, intelectuales.

Con la finalidad que los niños no pierdan clases acudirán una vez a la semana a entregar y recibir tareas, aunque consideró que no es lo mismo a que estén dentro de un aula, pero es por la integridad física de los educandos que no pueden estar en un ambiente de riesgo, toda vez que en cualquier momento pueden colapsar las aulas.

Hernández Santos indicó que existe un dictamen de riesgos emitido por el Colegio de Ingenieros Civiles de Chiapas, avalado por Protección Civil, donde se da a conocer que las aulas de la institución están inhabitables, pero tampoco hay la disposición del gobierno federal por liberar los recursos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.