Secuestran autobús y refuerzan barricada en Reforma Chiapas.

– Inconformes bajaron a los 36 pasajeros y atravesaron el camión proveniente de Villahermosa en la carretera.

Por: Derky Wilner Pérez
actualizacion martes 1 actualizacion martes 2

Reforma, Chiapas noviembre (a3). A diez días sin agua y a cuatro de manifestaciones y bloqueos en este municipio petrolero el día de hoy manifestantes secuestraron dos vehículos mismos que utilizaron como barricadas en la entrada denominada Negaluma, misma que conduce a los principales pozos petroleros del municipio.

Uno de los vehículos un autobús del transporte público proveniente de Villahermosa en la rutaVhsa-Juárez, fue secuestrado y bajaron a la fuerza a las 36 personas que traía como pasajeros, para posteriormente utilizar el vehículo como barricada, al vehículo le rompieron los parabrisas y le realizaron pintas.

Los pasajeros tuvieron que continuar su trayecto hacia el Centro de la ciudad caminado aproximadamente tres kilómetros para tomar otro transporte que los llevara hasta el municipio de Juárez, el otro vehículo secuestrado es una camioneta de tres toneladas de una abarrotera local, mismos que utilizan como barricada en este acceso de la ciudad.

Los accesos a la ciudad se encuentran bloqueadas por todos sus puntos de acceso en las salidas a Villahermosa, Juárez y El Limoncito además el bloqueo del Negaluma que conduce a los pozos petroleros.

El día de hoy  el ayuntamiento fue abierto de manera parcial; llegando únicamente los regidores a laborar mas no así el personal administrativo por el temor de que el palacio municipal sea tomado y quemado,

Actualmente en la ciudad ya se padece de desabasto de gasolinas y las compras de pánicos han dejado vacíos los centros comerciales, así como el servicio de gas está suspendido en algunas zonas.

El suministro de agua potable se está restableciendo poco, ya dejaron atrás el problema del agua ahora quieren obras sociales, caminos, pavimentación de calles.

Hasta el momento la zona industrial de Pemex se mantiene cerrada, mientras Cactus tiene puente aéreo y el  Ejército resguarda la zona industrial, con 15 elementos apostados en cada instalación.

Los disturbios de ayer dejaron un policía herido, saqueos a la casa del alcalde Antonio Lorenzo Guzmán, además de caos vehicular.
Los inconformes por segundo día consecutivo cerraron los accesos de la carretera Reforma-Boca de Limón que conduce a los accesos a la batería Negaluma y oficinas de Petróleos Mexicanos y Halliburton.

Pese al anuncio que hizo Lorenzo Guzmán de que abría agua en los hogares de casi 12 colonias, entre estas La Une, Bicentenarios y Zona Siete y Nueve, el vital líquido nunca llegó y de nuevo se recrudecieron ayer los bloqueos, y se instaló uno más en el crucero Negaluma.

Ahí los inconformes quemaron llantas en la carretera y cerraron con troncos y piedras esa importante vía de comunicación hacia las instalaciones de Pemex y hacia el centro de la ciudad dejando cientos de personas sin acudir a sus centros de trabajo y camiones y equipos de Pemex que no pudieron pasar por el bloqueo.

Ahora no solo exigen agua potable, también la destitución del director de Seguridad Pública, Eduardo Sánchez Gutiérrez, quien en el cierre que tienen en el crucero de la colonia Une, disparó su arma para rescatar al director de Agua Potable a quien tenían retenido los manifestantes.

Reparten panfletos amenazantes en las calles.
Los manifestantes hacen circular unos panfletos donde invitan a la ciudadanía a unirse a ellos, con la amenaza de que si no se unen tomaran escuelas y comercios, dentro de la lista de peticiones que se leen en el panfleto se encuentran la  exigencias también contempla reparación de caminos, apoyo a personas que tuvieron pérdidas en sus hogares por las pasadas inundaciones que nadie tomó en cuenta entre otras peticiones.
El temor del edil para acudir a lugar donde están los manifestantes es porque según éste no existen las garantías para su seguridad personal, además de que ayer por la noche un grupo de inconformes llegó hasta su casa de la colonia Juan Sabines Gutiérrez y causó destrozos, además de que golpearon e intentaron quemar a un elemento de la policía bañándolo con diesel, ello porque resguardaba el lugar, pero logró escapar.
Quemarían Palacio
Los rumores de que los bloqueadores quemarían el palacio obligó a los comercios del centro de la ciudad, bancos y farmacias y el mismo ayuntamiento a cerrar sus puertas para no ser saqueados, seguido de la zona industrial de Pemex que evacuó a sus trabajadores y las escuelas de todos los niveles suspendieron las clases. Hasta el cierre de la edición los bloqueos seguían y ninguna autoridad, acudió a entablar pláticas con los manifestantes.

‘Bloqueo tiene tintes políticos’
“Es imposible dialogar con los inconformes porque se les mandó las pipas para que les llevaran agua y las retuvieron a igual que a sus dos funcionarios, señaló Antonio Lorenzo Guzmán, alcalde de Reforma,

Chiapas.
Acusó que el movimiento tiene tintes políticos y que Herminio Valdés Castillo, ex edil, esta atrás de todo dado que según dijo el agua solo es un pretexto para desestabilizar al municipio, adelantando que la problemática ya tiene solución porque ya comenzó a llegar el agua a las colonias urbanas y que en la tarde ya todas tendrían agua gracias a dos pozos que Pemex conectó a las tomas de manera directa.(a3)




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *